domingo, 6 de mayo de 2012

Razones de un video
Tras recibir continuos ataques desde VTV, los realizadores de "Caracas ciudad de despedidas", expresan en un comunicado la intención del polémico video y reiteran lo que allí expusieron: "tenemos miedo por la inseguridad que existe en Caracas y por ello no hemos podido vivir nuestra ciudad como quisiéramos" 
Tras recibir ataques desde Venezolana de Televisión, el mismo medio de comunicación que por cierto ha silenciado otro video aún más grave: el de las declaraciones del ex magistrado Aponte Aponte o el llamado de los familiares de los reclusos de La Planta, los jóvenes que produjeron el polémico video "Caracas, ciudad de despedidas", se vieron obligados a pronunciarse mediante un comunicado para explicar las verdaderas motivaciones de la grabación y reiterar que ell problema de la inseguridad en Caracas sigue siendo inocultable.
En texto explican que fue realizado "con y para nuestros amigos y conocidos, sabíamos que a quiénes íbamos dirigidos iban a entender nuestra intención". Aseguran que se vieron en la necesidad de extraer el video de internet tras los ataques personales en los comentarios de la audiencia.

ESTE ES EL COMUNICADO
CARACAS, CIUDAD DE DESPEDIDAS
A quien pueda interesar

El mensaje de Caracas, ciudad de despedidas es sencillo: ésta es la realidad de un grupo de jóvenes que si bien es minoría también cuenta, también son caraqueños, también existen y también sienten. Este proyecto nace de nuestra curiosidad por nuestro entorno y cotidianidad. Es cierto que hay mil modos de tratar este problema del éxodo de talentos y la migración de los jóvenes, sin embargo ésta es tan sólo una perspectiva de un asunto que es muy extenso pero que tiene igual validez que el resto.

Decidimos tratar el tema de un modo simple e informal, estando consciente de su importancia para el momento histórico que estamos viviendo, porque lo hicimos con y para nuestros amigos y conocidos, sabíamos que a quienes íbamos dirigidos iban a entender nuestra intención.
Nunca nos imaginamos, esperamos o quisimos este alcance y ahora que lo tenemos no nos lamentamos, porque a pesar de que la forma parezca banal, lo que ahí se expresa sigue siendo la verdad: tenemos miedo por la inseguridad que existe en Caracas y por ello no hemos podido vivir nuestra ciudad como quisiéramos.
Es así como algunos consideramos la opción de irnos porque sí, somos venezolanos, pero también somos jóvenes individuos con aspiraciones únicas y propias que lamentablemente no siempre podemos cumplir en nuestro país.


Nosotros elegimos a estos chicos que dieron testimonio en nuestro video porque además de que son nuestros amigos, creemos que lo que tiene que decir es tan necesario como lo que piensen los demás. Los respetamos y defendemos porque tuvieron la valentía de expresar una opinión que muchos piensan y pocos dicen.

No estamos promoviendo que los chicos se vayan o se queden, no pretendemos dar lecciones de vida, estamos exponiendo algo que es innegable para una gran cantidad de jóvenes, indiferentemente de dónde vienen, cómo hables, cómo se vean o cualquiera de esas cosas que, lamentablemente, forman prejuicios en quienes sólo quieren quedarse con lo exterior: Caracas se ha convertido en una ciudad en la que la inseguridad ha alterado de tal forma nuestras vidas que ha motivado a cientos de familias a irse del país, dejar su historia, sus amigos, su vida.

Agradecemos muchos las críticas constructivas, más el tono peyorativo y de ataque personal de muchos comentarios generó la necesidad de retirar el video de internet para evitarle el mal rato a unos muchachos que lo único que querían era transmitir su verdad.


Respetamos las opiniones diferentes a las nuestras, agradecemos el apoyo de quienes nos han respaldado e invitamos a todos a mirar más  allá de la forma y analizar el fondo, a leer entre líneas y considerar que todos formamos parte de lo mismo aunque seamos diferentes. No es una cuestión de discriminar a un grupo, es de exponer a otro y no es para ofender a nadie, es para compartir lo que algunos sentimos.


                                                            Ivanna Chávez Idrogo, Javier Pita, Adriana Lugo, Carlos de Santis y Bárbara Someso
Ojalá que quienes critican a estos jóvenes TUVIESEN LA CAPACIDAD INTELECTUAL PARA REDACTAR COMO ELLOS Y EL VALOR DE DECIR LO QUE ELLOS SE ATREVIERON A DECIR.
Además redactan sin errores ortográficos y estoy seguro que son capaces de redactar este contenido en otros idiomas.
Dudo que quienes los critican sean capaz de esto.